Apertura a distancia de hotel | Por Gabriela Gadea

En situaciones normales la apertura de un nuevo hotel es un momento mágico, un reto lleno de mil situaciones, detalles, negociaciones, contrataciones, entrenamientos, inspecciones, permisos, y un sinnúmero más de tareas en una lista interminable.

Todo esto demanda un enfoque total y permanente del equipo de liderazgo de la nueva propiedad y por supuesto estar presente en la mayoría de las actividades que ya mencionamos.
Pero sin lugar a duda existe emoción, ansiedad y mucha expectativa de por fin abrir las puertas y ver el proyecto terminado y operando tal y como lo habías imaginado y planeado.

¿Pero qué pasa cuando suceden situaciones imprevistas e inimaginables cómo esta pandemia, que ponen a prueba absolutamente todas tus capacidades?

Casi todo mundo diría, ¡te adaptas!
Pero la realidad es, que es mucho más que adaptarse a un cambio. Se trata de ir al límite de todos tus conocimientos, habilidades y capacidades. Se trata de ser mucho más creativos de lo normal, se trata también de mantenerse positivo y sobre todo de no perder el norte : Sacar adelante el proyecto.

En el camino como no van saliendo miles de situaciones que vamos sorteando y resolviendo, y aún así el reto más grande sigue siendo el no estar físicamente en el hotel.

En un mes por fin abrimos! Ha sido hasta ahora un increíble viaje, lleno de muchos colores y matices en el camino, si claro por la pandemia, pero más que nada, por todas las consecuencias que esta trajo y que nos ha llevado a hacer un sinnúmero de cambios.
Del plan trazado desde el comienzo no queda mucho la verdad, hemos re armado muchas cosas, re planteado otras y con ello casi casi trazado un nuevo plan.

¡Y todo desde casa!

Estamos a un mes de la apertura y estamos listos! Sistemas configurados, redes funcionando, staff entrevistado e incluso hasta equipos entrenados! Solo nos resta abrir la puerta.

Y aunque ha sido todo un logro llegar hasta aquí, la sensación ha sido muy diferente.
He tenido la suerte de participar en varias aperturas y aunque cada una es única, el hecho de poder estar en el hotel con un tiempo prudente de anticipación te permite sentirlo y que el equipo se asiente en su nueva casa. Hoy no hemos tenido esa oportunidad, y aún así tengo la certeza de que todo saldrá tal y como lo hemos pensado.

Insisto con lo que siempre comento :
¡Con un equipo sólido y comprometido todo es posible! Hasta lo impensable se hace realidad.

Es súper importante tener una buena red de apoyo, es decir, un buen equipo que te respalde y que te ayude a sobrepasar situaciones como la que hoy nos tocó vivir, no solo en la parte laboral, sino también que sea un apoyo emocional, para poder mantener el ritmo y el positivismo ante una situación adversa.

La gran lección para mi esta vez ha sido una vez más que los Equipos sólidos y comprometidos logran grandes cosas.
No importa por lo que estamos pasando, no importa cuan difícil es la situación, con buen ánimo y sobre todo gran actitud y voluntad todo se puede!

Artículo publicado originalmente en el blog personal

https://gabygadea.wordpress.com/2020/07/12/apertura-a-distancia/

Gaby Gadea                                             

Gerente General  Fairfield by Marriott Lima Miraflores

Perfil en Linkedin

Para ver la entrevista, accede aquí>>

Más publicaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *